Entrevistamos a ELEM

Terminamos la semana descubriendo a ELEM. La artista zaragozana presenta su tercer trabajo llamado «Planeta de cristal». Este trabajo supone un nuevo comienzo en la carrera de ELEM. Rompe con todo lo anterior y se atreve a jugar con nuevos estilos que no han hecho más que conquistarnos. Elem grabó este disco en El Lado Izquierdo (Pozuelo de Alarcón) de Dany Richter, bajo la dirección de Manuel Cabezalí, con Juanma Padilla en la batería y Nieves Lázaro en los coros. El resultado no pude ser más apetecible.

Para celebrar el lanzamiento del álbum, entrevistamos a ELEM:

  • Rompamos el hielo con las presentaciones. Para quién aún no te conozca, ¿quién se esconde detrás de ELEM? ¿Cómo definirías tu música?

Detrás de Elem está Laura Cebrián, cantante y pianista a la que le encanta transmitir todo lo que lleva dentro a través de la música. Hace tres años, me di cuenta de que, además de interpretar música, quería crearla, componerla, y dejar de lado la parte más académica para poner en marcha mi proyecto personal. A día de hoy, he publicado dos epés y un elepé y, poco a poco, he ido dando forma a mi propuesta. Es difícil definir la música porque se corre el riesgo de encasillarla, pero quien lo hace, me ubica en un “pop de autor” que se adentra en un terreno más electrónico en mi último trabajo.

  • Acabas de lanzar “Planeta de cristal”, tu nuevo EP. ¿Cuál es ese planeta de cristal del que nos hablas en tu disco?

Es una historia de cinco capítulos que recorren aspectos muy personales de mi vida pero, a la vez, con la que mucha gente se ha podido sentir identificada. Una infancia compleja, ese momento en el que decido romper con todo y seguir mi propio camino, el sentimiento de euforia y las ganas de bailar cuando nadie te mira, la necesidad de encontrarnos a nosotras mismas y de estar donde realmente queremos… Cosas profundas pero que, en el fondo, muchas conocemos bien y llevamos dentro.

  • Si algo queda claro en este trabajo, es que has arriesgado más que nunca dotando de nuevos matices a tu sonido. Se podría decir que te has lanzado a un sonido más pop con tintes electrónicos. ¿Cómo has conjugado esa experimentación en el sonido de tu música pero sin perder tu esencia?

Mantener mi esencia, ese estilo con el que me sienta cómoda y con el que me reconozco, siempre es un objetivo fundamental para mí. Fue uno de los principales retos cuando empecé a trabajar con Manuel Cabezalí en la producción. Desde el primer momento, él entendió lo que quería, como artista pero también desde el punto de vista personal. Musicalmente, hemos llevado mis canciones a espacios que desconocía y que me encantan. Ha sido como crear nuevos horizontes.

  • Has trabajado mano a mano con Manuel Cabezalí, responsable de éxitos de artistas de la talla de Rufus T. Firefly, Soleá Morente o Zahara. ¿Qué ha aportado Manuel a tu música?

Sobre todo, una visión única y auténtica. Tenemos la sensación de que cada canción del EP es especial y eso, en parte, ha sido por la interpretación que ha hecho Manuel de mis composiciones, lo que ha culminado en una producción que lleva las canciones a otros espacios que no conocía y con la que estoy muy contenta.

  • El primer single que conocimos fue ‘El fin del mundo’, que da la casualidad de que es el último tema del EP. ¿Por qué decidiste ‘comenzar por el final’?

Porque surgió así. El primer tema que compuse y con el que comencé a trabajar con Manuel fue ‘El fin del mundo’. Y luego pensé en hacer un disco breve pero conceptual, un EP que tuviera sentido, que fuera una historia. Ahora, estamos acostumbrados a publicar y consumir canciones sueltas a mucha velocidad, pero yo quería contar una historia y recuperar el concepto de “disco”, en el que el orden de las canciones importa. Decidimos, para darle un planteamiento original, contar la historia en redes sociales desde el final, desde el capítulo 5 hasta el primero. Y la última publicación, claro, fue la que abre el EP y lo que da sentido a la historia.

  • Como si de la mismísima bruja Lola se tratase, ¿dónde te imaginas en unos años? ¿Hacia dónde crees que evolucionará el  sonido de tu proyecto musical?

No soy muy partidaria de imaginarme lo que puede pasar en unos años, porque todo depende de muchas cosas y la mayoría ni siquiera las controlamos. Me siento más cómoda moviéndome en un medio plazo y trabajando mucho, todo lo que puedo, en el día a día. Cuando publiqué mi primer EP, en noviembre de 2019, nadie podría imaginar que llegaría una pandemia que lo cambiaría todo, ni muchas de las cosas que me han pasado desde entonces. Lo que sí que está en mi mano es seguir trabajando, componiendo canciones, aprender cada día y seguir creciendo junto a mi equipo. Y disfrutando de cada momento, que es lo más importante para nosotros.

  • Hoy en día hay quién dice que dedicarse al arte en casi cualquiera de sus formas es de ser un poco kamikaze. ¿Qué es lo que te hace no desistir y seguir adelante en el complicado mundo de la música?

La música es una vocación, una pasión. Y, según mi opinión, una carrera de fondo que requiere mucho trabajo y muchísimos sacrificios. Es verdad que es muy duro ganarse la vida con el arte, pero también es algo por lo que merece la pena luchar. Cada uno tenemos nuestros condicionantes personales que marcan hasta dónde podemos hacer esos sacrificios, porque la verdad es que, en la música, hay que hacer muchísimos. Estoy segura de que no hay artista que no haya pensado nunca en tirar la toalla. Pero al final, si te compensa, si disfrutas del camino y puedes conseguir que el proyecto sea sostenible, sigues con la ilusión de crecer y avanzar.

  • Hace solo unas semanas, Zaragoza vivió la puesta de largo del disco. ¿Podremos disfrutarte en vivo en otras ciudades el próximo año? ¿Cómo serán los conciertos de esta nueva era de ELEM?

Sí que vamos a presentar el disco por distintas ciudades pero estamos terminando de definir el calendario y aún no puedo decir fechas. Los conciertos de esta gira son más eléctricos, más bailables… con momentos íntimos pero también para saltar y gritar con alguno de los nuevos temas (y otros que aún no he publicado pero sí que llevo a los shows en directo). También en este sentido, con mi banda, tengo la sensación de que hemos dado un paso adelante. 

  • Llega el momento de una de nuestras preguntas favoritas. Te vamos a proponer varias situaciones cotidianas y nos gustaría que nos propongas la canción ideal para cada una de estas situaciones:
    • Una primera cita: “Kiss me” Sixpence None The Richer
    • Para calentar antes de un concierto: “Life on Mars” David Bowie
    • Una tarde en la playa: “Ink” Coldplay
    • Una puesta de sol: “Somewhere only we know” Keane
    • En la ducha: “berlin U5” Zahara
  • Para finalizar, nos gustaría que cuentes a nuestros lectores por qué crees que deben darle una oportunidad a tu música y qué crees que les puedes aportar.

Con lo fácil que es acceder hoy en día a la música, les invitaría a que me buscaran en Spotify, Youtube, Instagram o la plataforma que les apetezca y, si les gusta lo que escuchan, que repitan. Nada más. El público es el que manda, el que sabe y el proceso tiene que ser natural. Puedes bombardear con publicidad, pero lo que importa es hacer buenas canciones y que conecten con las personas. Esta es mi música, lo que soy y lo que hago, y si te aporta cosas bonitas, ojalá sigas conmigo en este camino porque me encantaría que fuéramos muchos.

REDES SOCIALES

¡No olvides seguir a ELEM en sus redes sociales!

Instagram     Twitter     Facebook     Youtube     Spotify

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.