Crónica del Festival Río Babel 2022 – Día 3: un cierre a la altura

Con aún resaca emocional del día anterior, volvimos a por la última jornada del festival Río Babel para volver a disfrutar de buena música en directo.

Ciudad Jara fueron los encargados de dar el pistoletazo de salida al último día de festival. Marcaron su concierto con buen rollo y con su energía particular, que supieron transmitir muy bien al público. Tocaron parte de “Cinema” su último álbum sacado recientemente meses atrás, y el público lo dio todo con ellos.

Con sol aún calentando el ambiente, llegó la hora de disfrutar de Muerdo. Ya lo habíamos visto el día anterior cantando “Todo Cambia” con Tanxugueiras, pero hoy el escenario era suyo. Su concierto estuvo marcado por el bailoteo tanto por parte del escenario como de los que estaban presentes para disfrutar de sus canciones. Con esos ritmos latinoamericanos y a la vez tan mediterráneos, Muerdo hizo que los pies se nos fueran solos.

Ya con los últimos rayos fuertes de sol, Rayden salió a deleitarnos con su particular y excepcional estilo para hacer canciones e interpretarlas. Agradecido desde el escenario, dio las gracias al público por estar presente en su concierto tan pronto y aún con rayos de sol. El entregado público, había preparado una sorpresa para la canción de “La mujer cactus y el hombre globo”. Llegado el momento, el festival se llenó de globos de colores.

Rayden no quiso hacerse esperar con la famosa canción “Calle de la llorería” presentada para el Benidorm Fest. También interpretó “El mejor de tus errores”, canción que tiene con la maravillosa Alice Wonder, aunque en esta ocasión, tuvo que cantarla sin ella. Y no podía faltar “Matemática de la carne” o “Haz de luz”, canciones míticas que hacen que el público se entregue al 100%. Para acabar, como canción de fondo en la despedida de la banda, no podían sonar otras que Tanxugueiras, grandes amigas del cantante.

Al mismo tiempo, daba comienzo la parte más cómica del festival en el Babel Comedy. Esta vez, el maestro de ceremonias fue Galder Varas. Él fue el encargado de dar paso a cómicos como Daniel Pistola, Lalachus, Valeria Ros, Yunez Chaib, Carmen Romero y Nacho García, los cuales tuvieron publico hasta por fuera de la carpa

Posteriormente cambiamos de escenario para ver a Fat Freddy’s drop. Esta banda neozelandesa dejó huella en los asistentes a su concierto. Con su particular estilo musical en el que mezclan reggae, soul, techno, dub, rythm and blues y jazz, lo dieron todo. Además, lo dieron todo de forma literal, pues pudimos presenciar un particular striptease, tirándole los calcetines al público.

Empezando a caer la noche, le llegó el turno a Residente. Sin duda, uno de los artistas más esperados del día por el público allí presente. Empezando fuerte el concierto, comenzó divirtiéndose, cantando la polémica canción que hizo con Bizarrap dedicada a un conocidísimo cantante colombiano. René demostró una vez más la fiera escénica que es sobre el escenario, con su energía y su fuerza, dejando que las canciones hicieran el resto. Con un público entregadísimo y rendido a sus pies, hizo bailar hasta abajo con su mítica canción “Atrévete-Te-Te” que todo el mundo coreaba. No podían faltar sus mensajes de reivindicación y de apoyo a latinoamérica, que también plasma en sus canciones.

A continuación, vino una banda que inmediatamente nos conquistó con su directo. Ellos fueron Querbeat. A esta banda alemana le quedaron pocas cosas por hacer sobre el escenario. No solo tocaban bien y las canciones eran buenas, sino que el show que dieron fue divertido y participativo. Hubo carrera de flamencos de flotador sobre las cabezas de los asistentes, se bajaron a cantar entre medias del público e incluso formaron un pogo. Todo un espectáculo muy recomendable y que nos hizo disfrutar cada momento del concierto.

Otro de los momentazos de la jornada fue el concierto de Molotov. La banda mexicana interpretó canciones que transportó al público en el tiempo. Además, demostraron que no habían perdido ni su frescura ni su energía. Canciones como “Gimme tha Power”, “Frijolero” y “Puto” no faltaron en el repertorio, las cuales el publico coreo dándolo todo junto a los artistas. Estos mexicanos con sus canciones reivindicativas desenfadadas hicieron que el concierto nos supiera a poco, pero como siempre, encontraron esa conexión perfecta con el público, haciendo parecer que, aunque lleven 26 años de trayectoria musical, siguen teniendo la misma fuerza escénica.

Para acabar, el festival Río Babel cerró con un broche de oro en valenciano con Zoo. Con sus letras denuncia sobre política y cuestiones sociales de actualidad, hizo saltar a todo allí presente. Este grupo valenciano ha sabido encontrar el equilibrio perfecto entre el rap, el breakbeat, el ska, el reggaeton y el rock, junto a ritmos electrónicos, haciendo disfrutar a todos los allí presentes.

Pese a la gran magnitud del festival, cabe destacar que no se presenció ningún tipo de altercado, y que solo fluyó la buena energía de los asistentes, cerrando con éxito otra edición del festival madrileño Río Babel

Si aún no lo habéis hecho, podéis revivir la primera y la segunda jornada del festival. A nosotros solo nos queda desearle larga vida al Río Babel y contar los días que quedan para volver.

Galería de imágenes de la jornada

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.